No son pocas las noticias que nos llegan en relación a los tratamientos de medicina estetica del llamado “país del sol naciente”. Algunas de ellas, cuanto menos curiosas, por definirlas de alguna manera, nos descubren una manera peculiar de luchar contra el paso del tiempo y ensalzar nuestra belleza.

El alisador de nariz, el dibuja ojeras, o el pegamento de párpados son una muestra de estas herramientas, que aunque parecen sacadas de una película de terror, tienen como finalidad mejorar el rostro de las japonesas, las cuales buscan parecerse cada vez más a las mujeres occidentales.

Y es que en Japón siempre existe una solución para cada problema. Esta es la razón por la que desde hace años la cosmética nipona lleva desarrollando fórmulas y artilugios para que las mujeres de su país luzcan cada día una mejor cara.

Estas nuevas tendencias de la belleza facial: adelgazadores de mofletes, anuladores de papada, y hasta gafas antiarrugas, creadas en Japón, tienen como fin su expansión mundial. ¿Lograrán los japoneses introducir este peculiar mercado en nuestro país?

Algunos ejemplos

Mejillas caídas

Como se cuidan las japonesas

Este “revolucionario” cinturón te ayuda a combatirlo mientras duermes. La cinta aprieta la zona de barbilla y cuello acompañado de suaves microcorrientes y estimuladores musculares eléctricos que ayuda a eliminar todo los pliegues que cuelgan.

Nariz lisa

Como se cuidan las japonesasSi tu complejo reside en el apéndice de la nariz, los japoneses ofrecen una alternativa económica, pero no podemos asegurar que efectiva. El aparato se introduce en los orificios nasales, sujeto con las pinzas de cada extremo, que equilibran y empujan los contornos y los huesos de la nariz hacia arriba.